sábado, 15 de agosto de 2009

Crónicas de Portugal (1ª Parte)

¡Buenas a todos! Después de unos días muy liados con la tienda, hemos decidido tomarnos unas "vacaciones" y tirar a Portugal, y lo pongo entrecomillado porque en verdad Bea ha ido al país luso a trabajar, y yo de acompañante, pero como salía del curro a la hora de comer, pues teníamos toda la tarde para nosotros.

El viaje nos duró 5 días, desde el lunes hasta el viernes, y aunque en principio nos íbamos a volver el jueves, unos problemas laborales de Bea hizo que nos tuviéramos que quedar un día mas. Dicho esto, la aventura fue la siguiente:

Mapa de la ruta

1º Día (10-Ago): Salimos de Alcalá de Guadaira a las 12 de la mañana. La verdad es que bastante tarde ya que nuestras gatas se quedaban a cargo de mi cuñada, pero el frigorífico estaba desolado, por lo que encima que nos hacía el favor, no era plan de no dejarle nada para que cocinara, por lo que fuimos al Mercadona y al Lidl antes de salir.

Estuvimos conduciendo hasta la hora de comer, que nos cogió en Loulé, un bonito pueblo que recién acababa sus carnavales. Como íbamos de paso y era muy tarde, no nos pudimos parar a ver el pueblo, por lo que comimos en un Chino, y continuamos hacia el norte. Por el camino nos paramos en una estación de servicio. Quiero puntualizar que en mis viajes a Francia o Portugal, que es lo que conozco de las carreteras de Europa (a Roma fui en avión), no puedo mas que agradecer la calidad de las Estaciones de Servicio, ya que la mayoría cuentan con amplias zonas de picnic, así como servicios limpios, agua, e incluso zonas verdes o columpios. En España, muchas de las zonas de parada en las gasolineras de carretera son aparcamientos en asfalto, sin sombra alguna.

Una fuente en el centro de Loulé

Nos cayó la noche en Braga, y nuestro hotel, llamado Parque, estaba cerca del santuario de Bom Jesus, pero el problema es que no sabíamos llegar, ni el GPS tampoco, y la recepcionista mucho no ayudaba, por lo que tuvimos que parar a preguntar. Menos mal que algunos vecinos se explicaron bastante bien, y conseguimos llegar, pero desde aquí he de criticar lo mal iluminado que está la subida al santuario. Parecía que en cualquier momento nos iba a salir un loco con un hacha (XD). El hotel fue el peor de todo el viaje, ya que aunque no estaba mal, parecía que no lo habían re-decorado desde los años 30 o 40.

Cuando encontramos el hotel, bajamos a un centro comercial, y cenamos en un McDonalds. Bea compró algo de ropa, y yo entré en un GameStop, aunque no vi nada que me llamara la atención. Eso si, el vendedor me dijo en perfecto portugues que los "seminuevos" tenían un año de garantía, aun cuando ya sabía que era español. Sabed que en Portugal, muchos centros comerciales cierran a las 11 de la noche, en vez de a las 10, como en nuestro país.

El Monasterio de Bom Jesús, en Braga

2º Día (11-Ago): Salimos temprano de Braga, ya que Bea tenía que estar temprano en el Centro de Salud de Monçao para currar. Por suerte no estábamos muy lejos, y en menos de una hora llegamos a dicho pueblo. Haré un pequeño paréntesis para comentar que cogimos la autopista para subir y para bajar por todo el país, y no nos saltó ni un solo radar, es mas, nosotros íbamos todo el camino entre 120 y 130, y parecíamos los mas lentos. Es increible la cantidad de coches de gama alta que nos adelantaban, y cuyas velocidades debían oscilar en los 200Km/h. Me pregunto cual será la cantidad de fallecidos en Portugal en las carreteras.

Total, que dejé a Bea en el centro de Salud, y como no podía dejar las cosas en el hotel hasta las dos de la tarde, pues me fui a ver unos centros comerciales que dejé poco mas atrás, a unos 3 o 4 Km de vuelta. Durante todo el viaje estuve mirando precios de videojuegos (faltaría mas) y me sorprendío el gran parque de dominio que tenía Sony. Prácticamente el 80% de los videojuegos que vi pertenecía a sus tres consolas, mientras que el 15 sería de Wii y DS, y la 360 se quedaba con un 5% casi marginal... ¡era increible! ¿nadie tenía la 360 en Portugal? Y los precios no eran muy diferentes a los de nuestro país, es mas, en grandes superficies en Sevilla he encontrado jugosas ofertas de vez en cuando, y en los Modelos o Jumbos que recorrí apenas vi nada interesante. Aun así, encontré un We love Katamari de PS2 a menos de 5€, por lo que no pude resistir la tentación. La carátula está en inglés, pero el juego está en castellano (^_^).

Sip, yo también amo a Katamari (^_^)

Como llegué temprano a Monçao, me puse a pasear por un precioso parque que lindaba con el Miño, y a su vez servía de frontera entre los dos países. Estaba muy cuidado: tenían montado varias zonas para los niños, así como aparatos para hacer gimnasia y pistas de skate. La parte del río tenía una especie de paseo hecho con madera, acompañado en todo momento por la sombra de los árboles, por lo que era muy agradable pasear por ahí. Desde luego, solo con eso, me quedé enamorado del pueblo. Parece ser que estaban de fiesta, ya que cuando subí al pueblo, estaban retransmitiendo un programa de TV en directo, además de los adornos de las calles.

A la hora de comer, Emilio, el técnico gallego, nos llevó a comer al pueblo de Salvaterra, justo al otro lado del río. Me sorprendió ver que casi todos los carteles que hacían referencia a España en la zona, estaban tachados para poder leer justo debajo la palabra "Galiza". ¿Porqué los radicales mezclan su patriotismo con el vandalismo? Es una pena, realmente. Salvaterra no tenía mucho que ver, apenas un castillo, aunque el pueblo estaba cuidado, pero se notaba que no era muy turístico. Comimos demasiado, a muy buen precio. La verdad es que durante todo el viaje, nos hartamos de comer (-_-U)

El frontal de nuestro Hotel

Por la tarde descansamos un rato en el hotel (Termas de Monçao, se llamaba). Yo me había llevado la PS2 por su tamaño y peso, ideales para los viajes, así que empecé el Kingdom Hearts que tenía muchas ganas de jugarlo. Después por la tarde un poco de piscina, una partida de cartas al Aventureros al Tren, y por la noche nos fuimos a dar una vuelta por el pueblo. Cenamos en un italiano que a Bea le había gustado mucho cuando vino la otra vez (es la segunda vez que venía al mismo centro de salud). Casi que nos hicimos socios de dicho italiano, ya que comimos 3 veces allí. ¡¡Que buena estaban las pizzas!!

Joder, vaya tocho que llevo. Casi que continuo otro día. Un abrazo!!!!

La verdad es que era muy bonito

1 comentario:

Manu dijo...

"Es increible la cantidad de coches de gama alta que nos adelantaban, y cuyas velocidades debían oscilar en los 200Km/h. Me pregunto cual será la cantidad de fallecidos en Portugal en las carreteras."

Jejejeje, wellcome to portugal.

No lo he leido entero, aunque en la parte del norte ya he estado bastante.

Me ha gustado lo de los coches. Si vienes por la ruta "Andorra-Galicia" pasan muchos portugueses y es raro el que baja de 150Km/h

Son así XDDDDDDDDDDDDD

Pero dejando de lado eso, y los sueldos algo más bajos, en Portugal hay muchas cosas que tendriamos que copiar aquí, para empezar la higiene y limpieza de muchos sitios públicos... que al menos en Catalunya dan asco ¬¬